Seguridad y tranquilidad durante el viaje e incluso antes y después del mismo son los principales motivos por los que contratar un seguro de viaje. Con respecto a los viajes de luna de miel, hemos de tener en cuenta que se planifican durante una etapa en la que los nervios y la ilusión de cara a la boda nos abordan, lo que no debe impedirnos organizarlos correctamente, sin pensar en los contratiempos que puedan surgir. Viajero precavido vale por dos.

Una enfermedad que nos obligue a no realizar el viaje, la pérdida del equipaje, una hospitalización en el destino… Son problemas que, desafortunadamente, nos pueden sorprender y que tendremos que resolver realizando ciertos trámites y corriendo con ciertos gastos. Es ante estas y otras incidencias cuando el seguro de viaje nos prestará asistencia. Por ello, es más que recomendable contratar la póliza más adecuada para nuestro viaje de novios.

 Motivos y consejos para contratar un seguro de viajes de luna de miel

¿Qué debe cubrir el seguro de viajes de luna de miel?

Generalmente, los viajes de novios son a destinos internacionales, tienen un coste importante y se reservan con bastante antelación. Por ello, debemos ser precavidos y contratar un seguro de viaje internacional completo, con altos límites de gastos cubiertos y que nos proporcione asistencia durante las 24 horas. En concreto, el seguro Totaltravel de InterMundial incluye las siguientes garantías:

  • Asistencia sanitaria en caso de accidente o enfermedad: visita médica, operaciones de urgencia, pruebas y medicamentos.
  • Cancelación o interrupción de viaje. Si alguna causa importante -enfermedad grave, motivos laborales, etc.- nos impide realizar tu viaje de luna de miel, o bien interrumpirlo una vez iniciado, la aseguradora nos devuelve los gastos de las reservas no disfrutadas.
  • Reembolso de gastos generados por el retraso o cancelación de vuelo. Por ejemplo, si tenemos que hacer una comida, dormir en un hotel o utilizar otro medio de transporte.
  • Retraso en la entrega, robo, pérdida o daños en el equipaje. Si nuestro equipaje no aparece, la aseguradora se encargará de buscarlo y hacérnoslo llegar sin coste alguno. Si tenemos que hacer gastos de primera necesidad (alimentos, ropa, etc.), nos serán reembolsados. Si sufrimos daños en los objetos facturados o directamente los perdemos con nuestra maleta, tendremos derecho a indemnización.  
  • Reembolso de gastos por repatriación por enfermedad o accidente, también del acompañante asegurado, o por regreso anticipado obligado, por ejemplo, por el fallecimiento de un familiar.
  • Si una enfermedad o accidente nos impide volver a casa, los gastos de alojamiento por alargar nuestra estancia deberían estar cubiertos.
  • Indemnización en caso de que sufrir un accidente durante el viaje (invalidez, fallecimiento).
  • Cobertura en responsabilidad civil si provocamos de forma involuntaria algún daño a terceros durante el viaje.
  • Servicio de intérprete, apertura de cajas fuertes, pérdida de documentos o llaves de casa o anulación de tarjetas de crédito son otros problemas que podemos tener durante nuestro viaje y de los cuales la aseguradora se hace cargo.

Coberturas del seguro de viaje de novios

¿Cuándo contratar el seguro de viaje de novios?

Es en otoño del año anterior cuando los compañías suelen comenzar a ofertar los viajes de luna de miel: vuelos, hoteles, excursiones, etc. Si quieres obtener buenas tarifas para los destinos más solicitados por las parejas de todo el mundo (Caribe, Tailandia, Bali, Japón, Isla Mauricio, Bora Bora…) te recomendamos que reserves tu viaje con antelación.

Y es en el momento que hacemos la primera reserva de nuestro viaje (vuelo, hotel, etc.) cuando debemos contratar el seguro de viaje. De esta forma, disfrutaremos inmediatamente de la cobertura de reembolso por cancelación de viaje, muy importante dado el alto coste que suponen los viajes de luna de miel. Los servicios que vayamos contratando con posterioridad (excursiones, transporte, etc.), quedarán cubiertos igualmente.

Cada aseguradora establece un límite de tiempo hasta el cual podremos contratar este tipo de pólizas, de modo que se active inmediatamente la garantía de anulación. No obstante, el seguro de viaje de novios puede ser adquirido hasta el día anterior al comienzo del viaje. Eso sí, tendremos que esperar un período de carencia durante el cual no podremos hacer uso de la cobertura de cancelación.

¿Cuánto cuesta el seguro de viajes de luna de miel?

El coste del seguro varía en función del número de asegurados, del destino o destinos que vayamos a visitar y de la duración y tipo de viaje.

Con respecto al precio del viaje, teniendo en cuenta alojamiento, transporte, comida y otras actividades, el coste del seguro sólo supone un pequeño porcentaje sobre la cuantía total.

Pensemos también que el seguro nos permitirá ahorrar gastos en nuestro viaje de luna de miel en caso de que nos sorprendan alguna de las incidencias cubiertas.

Viajes de luna de miel: ¿por qué es bueno contratar un seguro?
¿Te ha gustado este post? Vótalo