“Todo es gratis, menos el tiempo”. Con este lema de fondo, el café Ziferblat triunfa entre las cafeterías de Londres presumiendo de ser justamente todo lo contrario: una ‘anti-cafeteria’. Se trata de un espacio creado originalmente en Moscú por Ivan Mitin y que nació como un proyecto social basado la idea de un lugar tranquilo, donde uno pueda tomarse un café, hacerse su propia comida, trabajar, leer o estudiar únicamente pagando por el tiempo que se “consuma”.

Después del éxito que Ziferblat cosechó en Rusia, su creador decidió llevar la idea a una ciudad cosmopolita como Londres, situando la primera sede en el barrio de Hackney, un distrito cercano a la City en la que la moda hipster tiene más seguidores. Y es que se trata de un concepto basado en usar a tu antojo un espacio, compartirlo con los demás y colaborar para mantenerlo limpio y ordenado, y así hacer el uso que se quiera de él, simplemente pagando por el tiempo que se permanezca dentro. Café gratis, posibilidad de utilizar la cocina, tocar el piano o sentarse cómodamente en el sofá mientras se navega por Internet es lo que ofrece Ziferblat, que, paradójicamente, significa “reloj analógico” en ruso.

Con una decoración donde reina lo vintage y las colecciones de relojes sin hora, Ziferblat triunfa y sus clientes son cada vez más habituales. “Es curioso ver a la gente haciendo cola en el fregadero para lavar sus tazas e, incluso, las de los demás”, explicaba Mitin en una entrevista publicada por el diario británico Daily Mail. Un proyecto que promete extenderse por el resto de Europa.

Fuente: InterMundial Seguros de Viaje

Ziferblat, la ‘anti-cafetería’ en la que no pagas el café
¿Te ha gustado este post? Vótalo