Nadie ha dicho que viajar con niños sea fácil, pero tampoco que sea misión imposible. Los niños tienen sus gustos, pero sobre todo, tienen sus necesidades y así tenemos que plantearnos el viajar en familia. A continuación os damos algunas recomendaciones imprescindibles para hacer un viaje con niños. Decidir un destino, cómo organizar el equipaje, reservar el alojamiento, etc…

¿Qué hay que tener en cuenta para que viajar con niños sea cada vez más fácil?

1. ¿Cuándo empezar a viajar con niños?

¡Esta es la pregunta del millón! Y la respuesta es no. No hay una edad específica para empezar a viajar con hijos. Cada niño es un mundo y reacciona de manera diferente en cada situación. Nadie mejor que los padres para saber las limitaciones o no de nuestros peques.

Lo cierto es que cuanto antes les acostumbremos a situaciones diferentes a las habituales, mejor. Nada de estrés, cuando estéis preparados, ¡adelante!

2. Decidir el destino

Si es vuestro primer viaje, no os volváis demasiado locos. Una buena manera de empezar es hacerlo por destinos cercanos y con pocos días de duración. Una escapada de fin de semana es una buena opción. Pasada esta primera prueba, empezaremos a pensar en la siguiente. Lo importante es sentirse cómodo y no ponerse nerviosos. Los niños, aunque no lo creamos, se adaptan mejor a las circunstancias que los adultos. Cuando tus hijos sean un poco más mayores, hacedles partícipes en la elección del destino y las actividades a realizar. Tener en cuenta sus opiniones es parte del éxito del viaje. que tener en cuenta al viajar en familia

3. Cómo organizar el equipaje

Regla número uno, olvidaos de maletas infinitas, procurad llevar lo estrictamente necesario. Organizad el equipaje en función del destino elegido, una buena información previa sobre éste, es fundamental. Saber sobre su climatología, orografía o costumbres son algunos de los aspectos que os van a ayudar para acertar con el equipaje. Recordad que siempre menos en más y que los “por si acaso” lo único que consiguen es llenarte de cosas innecesarias. Hacer una lista con lo necesario os ayudará a optimizar. Enséñale a tus hijos a preparar su propio equipaje. Hazles responsables de sus cosas.

4. Cómo movernos

Otro de los puntos que más preocupa a los padres es el medio de transporte a utilizar en el viaje. Si son distancias muy largas y por rapidez, lo mejor es el avión. Los niños pueden volar a partir de la segunda semana de vida, sólo tener precaución con sus oídos en el despegue y aterrizaje. Tener en cuenta las horas de estancia en el aeropuerto y las horas del vuelo para comidas y equipaje de los niños.

Si el viaje va a ser en coche, la comodidad está servida. Con este medio de transporte, podemos realizar las paradas que creamos convenientes. Además dispondremos del equipaje siempre a mano.

5. Dónde alojarse

Por suerte hoy en día existen un sinfín de posibilidades para alojarse. Hoteles, hostales, casas rurales y/o apartamentos. Cada uno de ellos cuentan con diferentes prestaciones que se adaptan a nuestros gustos y a nuestro bolsillo. Un detalle importante a tener en cuenta si viajamos con un bebé es el de la cuna. Es importante dejar claro al hacer la reserva del tipo de habitación que se trata y si dispone de todas las comodidades para los niños.Cómo preparar los viajes en fmailia

6. Qué documentación preparar

Este apartado es importante ya que siempre debemos salir de casa con nuestros hijos correctamente documentados.

El pasaporte y el D.N.I son fundamentales para moverse a cualquier lugar del mundo. Si vais a viajar por España o países de la Unión Europea, solo con presentar el D.N.I, será suficiente. Si vuestros viajes van a ser fuera de estas fronteras el pasaporte es imprescindible. ¡Ojo! Hay países que además del pasaporte requieren visado, informaos de los trámites a seguir en estos casos ya que a veces son bastante correosos. Tened previsto con bastante antelación al viaje la obtención de estos documentos. A veces, los trámites pueden llevarte varias semanas. Hasta hace unos años, se podía presentar el libro de familia como salvoconducto para volar. Desde el año 2012, ya no es así, ¡ya no sirve!

 7. Curarse en salud

Este es otro de los puntos que más nos preocupan cuando decidimos viajar con niños. No basta con llevarnos un buen botiquín, al elegir el destino deberemos de prestar mucha atención al tema de la sanidad. Obtener una buena información sobre las enfermedades y cuidados comunes en el destino o vacunas que vayamos a necesitar puede ahorrarnos muchos disgustos.

Imprescindible la contratación de un buen seguro de viaje familiar. Reembolso de gastos por cancelación del viaje en caso de enfermedad u otros contratiempos en la familia, atención sanitaria de calidad en el destino, repatriación e incidencias con el equipaje y el transporte, son algunas de las coberturas que debemos tener muy presentes a la hora de elegir este tipo de pólizas. Un seguro como el de InterMundial que cubre a todos los miembros de la familia durante todo el año es una manera de ahorrar en nuestros viajes con hijos.

8. Valoración del viaje

Nuestro viaje con niños seguro que resultará todo un éxito si seguimos los consejos prácticos que hemos visto anteriormente. No hay nada imposible, solo hay que tener paciencia e ilusión. ¡Viajar con nuestros hijos es la mejor herencia que les podemos dejar!

Post redactado por Un mundo para 3

Twitter de Un Mundo para 3

8 consejos para viajar con niños y tenerlo todo bajo control
5 (100%) 1 voto