Expatriados a la intemperie

El País - 21/02/2016

La globalización y la necesidad de abrir nuevos mercados por la crisis del negocio doméstico han empujado a muchas compañías, grandes y pequeñas, a tener una vocación multinacional. Eso significa enviar un número creciente de personal a otros países o contar con un grupo de trabajadores en gira permanente.

Leer la noticia completa>

Utilizamos cookies para darte la mejor experiencia posible. Al seguir navegando aceptas su uso. Más información.

cerrar