Brasil es uno de los destinos más populares en los últimos años junto con otras países de América del Sur que han atraído a muchos turistas e inversores. A pesar de las preocupaciones relacionadas con la salud y la seguridad, con la llegada de las Olimpiadas 2016, hay quien no quiere perderse el estar en la primera ciudad de Sudámerica que celebra los Juegos Olímpicos en toda su historia. Para disfrutar al máximo de tu estancia, no dejes de consultar esta práctica guía de viaje de Río de Janeiro.

Guía de viaje a Río de Janeiro: consejos prácticos

 

Documentación

Antes de comenzar tu viaje, consulta los requisitos y recomendaciones para viajar a Brasil del Ministerio de Asuntos Exteriores e inscríbete en el Registro de Viajeros.

Para viajar a Brasil existen una serie de requisitos que varían dependiendo del origen del viajero, siendo comunes para todas las nacionalidades el contar con un pasaporte válido por un mínimo de 6 meses, presentar comprobantes del viaje que se va a realizar (avión, alojamiento, entradas a competiciones olímpicas, etc.) y demostrar que se cuenta con medios económicos suficientes para la estancia. Sin embargo, no siempre se precisa visado.

Si el propósito de su viaje es exclusivamente asistir a los Juegos Olímpicos, no se necesita visado al viajar como turista por un período inferior a 90 días. No obstante, el estar exento de visado no significa que tengas que cumplir los requisitos de entrada que hemos mencionado anteriormente. En caso de inadmisión en frontera por parte de las autoridades brasileñas, tienes derecho a entrar en contacto con el consulado español en:

  • Dirección: Lauro Müller, 116, Salas 1601/2. Torre Rio Sul – Botafogo – 22290-160, Rio de Janeiro-RJ
  • Teléfono: +55 21 2543 3200 / 2543 3112
  • Teléfono de Emergencia: +55 21 999823186 / 998248840 / 998249677

¿Cuándo es la mejor época para viajar a Río de Janeiro?

El clima es un factor importante si no tienes claro cuándo visitar Brasil. Has de saber que el país, al contar con un extenso territorio, tiene un clima muy variable que abarca hasta seis regiones climáticas diferentes, por lo que es recomendable que te informes sobre tu destino concreto.

Con respecto a Río de Janeiro, cualquier momento del año es bueno para visitarlo, aunque lo ideal es hacerlo de mayo a octubre. Los inviernos (21 de junio a 22 de septiembre), estación en la que se desarrollarán los Juegos Olímpicos 2016, son muy suaves y bastante soleados. En verano, las lluvias aumentan, las temperaturas suben algunos grados pero la excesiva humedad hace que la sensación térmica sea mayor. guia de viaje a rio olimpiadas 2016

Vacunas obligatorias

La OMS ha difundido una serie de consejos sobre los riesgos asociados a las enfermedades que se pueden contraer durante la estancia en Río.

Legalmente no hay ninguna vacuna obligatoria para viajar a Brasil, pero es altamente aconsejable estar vacunado contra la fiebre amarilla, sobre todo si vas a viajar a zonas de riesgo, como Bahía, Paraná, Rio Grande do Sul, las Cataratas de Iguazú y el Amazonas. Además es recomendable estar vacunado contra Hepatitis A y B, fiebre Tifoidea, Tétanos- Difteria y Rabia. Contacta con el Centro de Vacunación Internacional para que te faciliten toda la información necesaria.

Los viajeros más vulnerables, embarazadas, ancianos y niños, deberían también prestar atención a la gripe, ya que el invierno es época de proliferación del virus, aunque se puede hacer una vacunación preventiva.

Con respecto al Zika, la Organización Mundial de la Salud aporta estas instrucciones a tener en cuenta antes, durante y después del viaje a zonas afectadas por el virus, como es el caso de Brasil. Recomienda a las embarazas que no viajen a estas zonas con transmisión activa, ya que en los bebés nacidos de mujeres infectadas por el virus se desarrollan casos de microcefalia y otras malformaciones congénitas.

El virus de Zika se transmite a las personas principalmente a través de la picadura de un mosquito del género Aedes infectado, aunque también podemos infectarnos por vía sexual, por lo que se recomienda el uso del preservativo. Para evitar las picaduras de mosquitos, lo ideal es vestir de colores claros y con prendas que cubran el cuerpo lo máximo posible, además de utilizar productos repelentes de insectos, elegir alojamientos con ventanas aisladas, mosquiteras y aire acondicionado.

Según el Ministerio de Sanidad, Brasil es un país con riesgo sanitario en cuanto a consumo de bebidas y alimentos que pueden estar contaminados y podrían provocar intoxicaciones alimentarias. Así, es importante evitar alimentos y bebidas que no tengan garantías, bebidas no embotelladas, prestar atención a las medidas de higiene en los puestos callejeros y lavar bien y pelar las frutas y verduras en crudo. Es recomendable llevar un botiquín con medicamentos antidiarreicos, protector estomacal y contra el ardor de estómago.

Seguro de viaje

En Brasil, las principales incidencias en viaje están relacionadas con asistencias médicas por enfermedad o accidente (consultas de urgencias y hospitalizaciones), seguidas por cancelaciones y robos de equipaje. El país cuenta con un discreto sistema sanitario público y un buen sistema privado. Así, la mayoría de los hospitales son de gestión privada y tienen un excelente funcionamiento. Por lo tanto, al visitar el país es importante optar por un seguro para viajar a Brasil que tenga una buena cobertura de gastos médicos y ofrezca asistencia las 24 horas.

Con los seguros de viaje Totaltravel contarás con esto y, además, con la protección más completa: repatriación, equipaje, demoras, pérdidas de servicios y cancelación o interrupción del viaje. Y si vas a practicar rafting, canoa, trekking u otras actividades de aventura, con el seguro deportivo Totalports dispondrás de la mejor cobertura tanto en tu viaje como practicando estos deportes.seguro para viajar a brasil

Seguridad ciudadana

A la hora de visitar Brasil, se deben tener en cuenta algunas recomendaciones, ya que es un país con altos niveles de inseguridad ciudadana.

Así, por ejemplo, conviene evitar exhibir objetos de valor, como joyas, relojes, cámaras y, en caso de agresión, no oponer resistencia. Para ello, es mejor salir con algo de dinero y dejar tus pertenencias en la caja fuerte del hotel. Otros consejos son no hablar con extraños ni aceptar su ayuda, vigilar el equipaje, bolso, etc. y, si tienes problemas, dirigirte a personal identificado del hotel o a un policía uniformado. Además, existen zonas de alto riesgo que deben ser evitadas, como las favelas de las grandes ciudades, especialmente Río de Janeiro, Salvador, São Paulo y Brasilia.

Al sacar dinero (la moneda de Brasil es el Real brasileño y aproximadamente 3,6 BRL = 1 €) utiliza preferentemente los cajeros automáticos protegidos dentro de los bancos y ten cuidado cuando introduzcas el código secreto para que no pueda ser grabado con una cámara. No aceptes ayuda de desconocidos.

Alojamiento

Cuando buscamos cómo movernos o alojarnos en Río de Janeiro se nos vienen a la mente las zonas más conocidas, Copacabana e Ipanema. Con respecto a Ipanema, una de las zonas mejor comunicadas donde alojarse son los aledaños de la plaza General Osorio, que cuenta con estación de metro. Esta zona está cerca de la playa y de calles con buenas locales para comer. Copacabana tiene una gran oferta de hoteles por la fama de su playa y porque está bien comunicado, ya que cuenta con tres paradas de metro.

Entre las alternativas más económicas, una de las más recomendables para hospedarse es el barrio de Botafogo. Una zona segura, muy cerca de Copacabana, con buenos locales de restauración y buen ambiente nocturno. Otro barrio con vida nocturna es Lapa. Si os alojáis en esta parte de Río, procurad hacerlo en las principales calles: Lavradio, Mem de Sa y Riachuelo.

Os dejamos los hoteles más populares según los viajeros de TripAdvisor, los cuales tienen una excelente calidad relación calidad precio. A la hora de valorar la calidad de los alojamientos, los inscritos en el site puntúan la ubicación, la limpieza, el precio, la comodidad de la habitación, la atención al cliente, los servicios, etc.

Si prefieres ahorrar en alojamiento, las cadenas de hostales Che Lagarto o Misti son populares en Sudamérica y suelen tener gente joven.

En los últimos años, el alojamiento privado a través plataformas on line han tomado mucho mercado debido a los precios competitivos y la posibilidad de vivir una experiencia más auténtica. El huésped no “convive” con los turistas del hotel sino que se relaciona con los propietarios que le alquilan la habitación en piso compartido o completo. Éstos al turista en el sentido de que pueden aconsejarle sobre qué hacer o qué ver en el destino. Con motivo de las Olimpiadas 2016 de Río, estas empresas han hecho todo lo posible por aumentar el número de apartamentos en sus sitios web.

Transporte

Aunque el centro histórico, los barrios tradicionales y el paseo marítimo se pueden recorrer andando, es más, se disfrutan mucho más, es cierto que Río de Janeiro es una ciudad extensa y el transporte público es necesario. Está bien organizado y conecta las zonas de interés, así que moverse por la ciudad es fácil.

Metro: Viajar en metro en Río es rápido (el trayecto completo dura unos 30 minutos), ya que evitamos el congestionado tráfico de la ciudad, además de seguro y cómodo. Los trenes están climatizados. Hay dos líneas que conectan la zona norte de la ciudad con la zona sur y otra en superficie que permite transbordar con ambas. Es fácil llegar a las zonas de costa y a puntos alejados del centro como el Estadio Maracaná. El horario de apertura es amplio, sobre todo de lunes a sábado, que sólo cierra de 12 a 5 de la madrugada. El precio del viaje único es de R$4,10, aunque lo más cómodo es comprar tarjeta prepago que se carga de 5 en 5 reales, sobre todo para evitar colas.

Tren ligero: El nuevo sistema de trenes ligeros VLT permite salvar el tráfico por el centro de Río de Janeiro, reduciendo tiempos de transporte y el tráfico. Conecta con el aeropuerto de vuelos domésticos y la principal zona de entretenimiento durante los Juegos Olímpicos y Paralímpicos.

Bus: El sistema de bus urbano es cómodo y bastante frecuente en tiempo de paso. El billete cuesta 3,80 reales. Las líneas y las paradas se organizan en cinco grupos: BRS1, BRS2, BRS3, BRS4 y BRS5. En cada parada están indicados los monumentos y lugares de interés que abarca cada línea.

Taxi: Son amarillos y cuentan con taxímetro. Además de por la bajada de bandera (5,40 reales), el precio incrementa en R$2,30 por kilómetro durante el día y R$2,76 durante la noche. En los desplazamientos al aeropuerto o desde él, se aconseja coger taxis acreditados oficialmente. Lo más recomendable es reservar tu taxi desde una agencia dentro del aeropuerto.

Ferry: La sociedad CCR Barcas gestiona cuatro líneas de barcas que parten de la Plaza XV cada 20 minutos. El precio del billete es de R$5,60. El ferry es imprescindible cogerlo para llegar a la isla de Paquetá, ya que no está conectada con otros sistemas de transporte.

Coche: Es recomendable evitarlo. Abunda el tráfico y no existen muchos aparcamientos públicos, sobre todo en el centro histórico. No obstante, es la mejor opción para llegar a playas lejanas como Grumari y otros fascinantes lugares más distantes. Si deseas alquilar un coche, deberás aportar el pasaporte, el carnet de conducir vigente y una tarjeta de crédito. Los rent-a-car exigen en la mayoría de las veces tener como mínimo 21 años de edad. Hay que tener en cuenta además que en Brasil las leyes de tráfico son bastante estrictas. Los controles son frecuentes en la noche y cualquier tasa de alcoholemia superior a cero se sanciona “gravemente” con una multa de casi 2.000 reales (500 euros)

Bicicleta: Río de Janeiro dispone de muchos kilómetros de carril bici, sobre todo en sus paseos marítimos. De hecho, en Copacabana e Ipanema restringen el tráfico los domingos, por lo que son un buen día para pasear en bici. Cuando viajes a Río, puedes usar el sistema ‘Bike Rio’, que cuenta con más de 60 aparcamientos, registrándote en la web con tu pasaporte. Eso sí, deberás tener acceso a la app vía móvil. Si no dispones de datos, también puedes alquilar bicis en diversos establecimientos por unos 10 o 15 reales la hora.como moverse por rio de janeiro

La ciudad cuenta con dos aeropuertos cercanos: el Aeropuerto Internacional Antônio Carlos Jobim, más conocido como Aeropuerto de Galeão, y el Aeropuerto Santos Dumont, para vuelos internos. El Aeropuerto de Galeão está a 20 kilómetros del centro de la ciudad, en la Avenida Vinte de Janeiro de la Isla Governador, y cuenta con dos terminales. Conecta con el centro de Río de Janeiro y sus playas a través del metro (estación Vicente de Carvalho) y varias líneas de autobuses (la línea 2018 cuesta 16 reales y es necesario avisar al conductor dónde bajas), taxis (entre 46 y 48 reales) y shuttles. Gracias a carreteras como la Línea «Vermelha», Línea «Amarela» y la Avenida Brasil es posible llegar al Aeropuerto rápidamente (20-30 minutos) y de forma segura.

Desde España, es posible llegar a Río con vuelos directos de Iberia o Latam Airlines (operado por Iberia)

¿Cómo llegar a las zonas olímpicas?

  • Deodoro:
    Tren: (Estación Vila Militar) Ramal Santa Cruz
    Autobús: 112B, 113D, 116B, 144B, 358, 364, 365, 366, 369, 370, 379, 388, 389, 394, 395, 396, 397, 398, 441B, 442L, 44B, 446B, 712L, 713B, 750, 752, 754, 756, 759, 770, 771, 772, 790, 933, 936, 1900T, 1951B, 2303, 2304, 2307, 2308, 2309, 2310, 2331, 2336, 2381, 2904T
  • Barra da Tijuca:
    Autobús: 352, 613, 832A, 931A
    BRT: (Estación Pedro Correa) BRT Transcarioca: salida desde Terminal Alvorada sentido Estación Rio II. La estación Pedro Correa se localiza a 1km del Parque Olímpico, pudiéndose realizar este trayecto a pie.
    El BRT Transolímpica conecta las zonas olímpicas de Deodoro y Barra
    Metro: La próxima inauguración de la Línea 4 conectará la zona sur de la ciudad (Ipanema, Copacabana, Botafogo, etc) con Barra. Sin embargo, esta conexión sólo estará operativa para aquellas personas con acreditación o entradas para eventos olímpicos. La estación de metro de Barra se localiza a varios kilómetros del Parque Olímpico, por lo que será necesario realizar algún tipo de trasbordo (BRT u otro medio de transporte).
  • Maracana:
    Metro: Línea 2. Estación Maracana y Estación Sao Cristovao.
    Autobús: 218, 222, 238 239, 432, 455, 456, 605, 609, 638, 622, 665, 711
    Tren: (Estación Maracana) Ramal Belford Roxo, Ramal Deodoro, Ramal Japeri, Ramal Santa Cruz, Ramal Saracuruna
  • Engenhao:
    Autobús: 238, 254, 277, 383, 391, 606, 638, 639, 669, 676A, 680
    Tren: (Estación Engenho de Dentro) Ramal Deodoro, Ramal Japeri, Ramal Santa Cruz
  • Copacabana:
    Metro: Línea 1. Estación Siqueira Campos (próximo a los eventos que tendrán lugar en la playa de Copacabana) Estación Cantagalo (más próxima a los eventos que tendrán lugar en el Forte de Copacabana)
  • Lagoa:
    Autobús: 460, 476
  • Marina da Gloria:
    Metro: Líneas 1 y 2. Estación Gloria
    Autobús: 101, 102, 105, 107, 118, 309, 472, 2014, 2018

Comida

La cocina típica carioca suele gustar por su riqueza en ingredientes y por su potente sabor, resultado de muchas influencias, sobre todo portuguesas y africanas.

En el día a día, los cariocas suelen reunirse en los bares o botecos para tomar cerveza y comer tapas o raciones de salgadinhos (aperitivos fritos como croquetas de bacalao, empanadillas de camarones, queso o pollo, etc).

Los platos más típicos de Río son la feijoada (un guiso de alubias y carne) acompañada de arroz blanco, farofa (harina de mandioca tostada) y berza en juliana, y los churrascos, un surtido de carnes a la parrilla con guarnición que se suelen preparar en los rodizios. Los amantes del pescado tienen que probar la sopa leão veloso o la moqueca.

Los puestos de comida callejera del centro histórico y los paseos marítimos de Río han contribuido a que preparaciones como el maíz con mantequilla, la tapioca (crepes de harina de mandioca rellenos dulces o salados) o el acarajé (masa frita de alubias blancas y relleno con crema de camarones)

Además de los zumos de fruta tropical, las bebidas más consumidas son el agua de coco, el mate, el refresco de guaraná y la cerveza. ¿Y algo con alcohol? No podíamos olvidarnos de la caipirinha, a base de cachaça y lima.

El móvil, siempre cargado

Asegúrate con tu compañía de teléfono de qué tarifa de llamas y datos tienes en Brasil por si necesitas activar el roaming o algún bono especial. Lleva el móvil cargado por si lo necesitas y guarda en la agenda el número de emergencias, el de asistencia 24 horas de tu seguro y los datos de la Embajada y/o Consulado.

Fotos | Filipe Frazao

Olimpiadas 2016: Guía de viaje a Río de Janeiro
5 (100%) 1 voto